Sé un buen diseñador: 7 fallos que debes evitar

Categorías diseño gráfico

¡Aloha designers! Hoy quiero ayudaros a ser mejores diseñadores de una forma distinta. Para esta ocasión he pensado en deciros 7 fallos que no deberíais cometer si queréis ser diseñadores o simplemente queréis mejorar. 

1. Número de píxeles que viven en una pulgada

Sí amigos/as , a la hora de diseñar hay que tener en cuenta donde va a ser publicado nuestro diseño. Aunque parezca una obviedad, no es lo mismo un diseño para un sitio web a uno que va a ser impreso. En el primer caso, el mínimo son 72ppp. Sin embargo, siempre que podáis subir esta cifra, pues dependiendo del monitor desde el cual se vea la imagen,  se apreciará más o menos definición. Por otro lado, cuando tenemos que imprimir siempre deberemos hacerlo a 300ppp (independientemente del tamaño del documento).

2. Modo de color: CMYK vs RGB

Al igual que con la resolución de las imágenes, hay que tener en cuenta si vamos a imprimir una imagen o bien va acabar en un sitio web. En el primer caso deberá guardarse en modo de color CMYK y en caso de acabar en la web en RGB. Aunque parezca obvio, con Photoshop suele aplicarse por defecto el modo de color RGB, el cuál debemos cambiar si queremos que los colores correspondan lo máximo posible a los vistos mientras diseñamos.

3. Diseñar destrozando el material original

A la hora de diseñar podemos cometer errores o pueden pedirnos modificaciones. Dichas modificaciones pueden realizarse rápidamente salvo que destroces las piezas. Un ejemplo práctico vendría a ser, no emplear la herramienta borrador, sino las máscaras de capa, y así podemos ocultar aquello que no queremos que se vea sin eliminarlo.

Por otro lado, si queremos modificar aspectos como la iluminación, color, filtros etc. aplicarlos a través de capas de ajuste. De este modo podemos manejar los parámetros a nuestro gusto sin dañar la imagen original.

4. Creer que el PDF no es relevante.

El PDF o Portable Document Format (formato de documento portátil) es el estándar fundamental. Para garantizar al 100% que aquella persona a la que envíes un diseño lo va a ver como lo has trabajado, PDF es la clave. Adiós a las incompatibilidades. Y si vas a enviar a imprenta tu diseño, este formato ofrece amplias posibilidades en el preparado de artes finales.

5. Gestión inadecuada de los editables

Al trabajar con otros diseñadores, es necesario trabajar teniendo en cuenta los parámetros del punto 3, pero hay otros aspectos. Por ejemplo, no en todos los ordenadores se disponen de determinadas imágenes, tipografías etc. Por ello, siempre debemos empaquetar (En Illustrator Archivo>Empaquetar) De esta forma, se guardarán enlaces a todos aquellos elementos y recursos externos al diseño final.

Y esto es todo por hoy, espero que os sirva para refrescar algunas nociones básicas

Un abrazo,

Arteffis

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *